Pasar al contenido principal

Manifiesto de maestros y profesores

Nueva iniciativa sobre el sistema educativo

Desde hace unos dí­as está disponible en la red el manifiesto de maestros y profesores, que se puede firmar además a través de Internet. El manifiesto ha sido promovido por un conjunto maestros y profesores que desean ser escuchados en el debate que se está desarrollando para alcanzar un pacto educativo. Los principios generales del mismo son los siguientes:

  1. Enseñanza obligatoria hasta los 16, y adelanto de las etapas diversificadoras.
  2. Reválidas estatales, externas y vinculantes al final de cada etapa o ciclo educativo.
  3. Cursos puente o exámenes de ingreso que conectan los tres itinerarios que surgen tras la Primaria.
Los principios pedagógicos fundamentales del sistema propuesta son la valoración del esfuerzo y la formación en contenidos, dos de las cuestiones que en los últimos tiempos vienen estando en el centro del debate educativo. Se esté de acuerdo o no, conviene visitar la página para leer y debatir las propuestas.

El sistema que propone el manifiesto se articularí­a en una etapa central, la enseñanza primaria, que durarí­a hasta los catorce años. Después, los alumnos podrían escoger entre el bachillerato y la formación profesional, ambos con cuatro años de duración. Aquellos alumnos que no lograran superar el octavo curso de primaria podrían acceder a un itinerario de formación profesional. Estos tres itinerarios no son absolutamente independientes, sino que habría que articular cursos puente o pruebas de acceso, de manera que quien lo desee pueda cambiar de uno a otro. A todo esto se une la dignificación de la figura del profesor y de la autoridad que este ha perdido en los últimos años, abogando por una carrera docente con estímulos que premien a los mejor preparados y recuperando el cuerpo de catedráticos de bachillerato, proponiendo además un sistema de acceso a la docencia en el que prime la excelencia. Como decía al principio: un texto educativo que debería servir cuando menos para suscitar el debate entre los docentes.

Personalmente, considero acertadas algunas de las propuestas, como el inicio de los diferentes itinerarios a los 14 años. La experiencia demuestra que a esa edad hay alumnos que no desean seguir estudiando la actual secundaria, y a los que no se les permite ni siquiera acceder a la formación profesional inicial, con los problemas de indisciplina y absentismo que esto general. Sin embargo, no termino de ver suficientes medidas que favorezcan la igualdad de oportunidades y la atención a la diversidad: no sé hasta qué punto la formación profesional inicial no terminaría convirtiéndose en una especie de "desagüe" educativo, recibiendo a todo tipo de alumnado que fracasa en la enseñanza hasta los catorce. La solución al fracaso escolar no puede ser repartilo entre los diferentes programas de formación profesional inicial, sino reducirlo. No digo que el actual sistema esté en el buen camino, pero dudo que la propuesta del manifiesta lograra reconducir la situación. El problema central del sistema educativo actual es que el 30% de la población no logra el título de secundaria. ¿Quién le pone el cascabel a este gato"

Miguel Apuntas que "no termino de ver suficientes medidas que favorezcan la igualdad de oportunidades y la atención a la diversidad: no sé hasta qué punto la formación profesional inicial no terminaría convirtiéndose en una especie de “desagüe” educativo, recibiendo a todo tipo de alumnado que fracasa en la enseñanza hasta los catorce" Dicho así parece que sugieres que el Manifiesto amenaza la igualdad de oportunidades y la atención a la diversidad, pero yo te pediría que me dijeses qué parte del Manifiesto te lleva a pensar eso. En mi oponión, el Manifiesto precisamente lo que pretende es asegurar la igualdad de oportunidades mediante un sistema público de enseñanza con calidad y diversidad. Decir que la educación profesional vaya a convertirse en un "desagüe" me parece una afirmación gratuita, y que solo se mantiene si partimos de ciertos "prejuicios intelectualista" frente a la enseñanza profesional. Te agradezco no obstante que no hayas recurrido al consabido "retorno al pasado" "nostalgias autoritarias" y demás lindezas que venimos escuchando desde el año 90 cada vez que alguien osa airear los defectos de la Logse y el sistema educativo engendrado desde ella. Un saludo. Un salud

¡HJola Serenus! No me tienes que agradecer nada, porque ese tipo de calificativos me parecen fuera de lugar. Hay otro de los puntos en que coincido con el manifiesto: debería despolitizarse la educación, y responder únicamente a intereses educativos. En cuanto a lo que me comentas, quizás no me expliqué bien en el texto: a mi entender no basta con establecer una serie de cursos y pruebas externas para hablar de igualdad de oportunidades. Te voy a hablar de mi experiencia personal: antes de estar en jefatura de estudios me daba la sensación de que el sistema empleaba demasiados recursos para los alumnos con mayores dificutlades. Desde hace tres años que veo el instituto en su aspecto organizativo, creo que la administración se limita a poner "parches" y que no hay una verdadera política de igualdad de oportunidades. Harían falta, a mi entender, más recursos. Lo que quiero decir es que en el manifiesto no se explicita nada, por ejemplo, de qué hacer con el alumnado inmigrante, con los que tienen problemas de aprendizaje o los que parten de un entorno social desestructurado. No sé si es "deformación profesional" de llevar ya tres años en jefatura, pero el trabajo que se hace con estos alumnos me parece muy necesario en los centros. El manifiesto me parece una buena propuesta, que debería tenerse en cuenta en todo el debate alrededor del pacto educativo. La ampliación del bachillerato que apuntáis me parece, por ejemplo, muy necesaria. Ojalá que el manifiesto se difunda y al menos logre llegar a los foros de discusión adecuados. ¡Saludos!

Me alegra que te sumes a esta iniciativa. Es una iniciativa valiente y necesaria; en ese posible pacto debe escucharse la voz de los profesionales. O las voces. Pues, sin duda, la hay dispares. Saludos.

Pues yo creo que entre los autores de ese mafifiesto no hay ningún profesor o profesora de FP. No contendría las burradas que contiene sobre esta estapa.